Este material está inspirado en el poder de regeneración de Wolverine

Los científicos del Departamento de Química de la Universidad de California han logrado desarrollar un material que podría ayudarnos a conservar un teléfono con una apariencia impecable, habilitando que las pantallas puedan arreglarse por sí mismas después de un fuerte golpe.

El material “transparente, autoreparable y de gran flexibilidad” se activa mediante electricidad y podría usarse para “mejorar baterías, dispositivos electrónicos y robots”, asegura un reporte en el blog de la Universidad.

Pero lo más curioso es que este proyecto esta inspirado en los poderes de regeneración de Wolverine, el popular personaje de los X-Men cuyo poder principal es que su cuerpo se cura de cualquier tipo de ataque, algo que generó interés en el investigador Chao Wang.